El tiempo pasa pasa, y las cosas siguen igual igual…

Este domingo vino a comer a mi casa un amigo de toda la vida. El pobre hombre, y lo de pobre lo digo con lastimera admiración, estaba muy apenado. Su hijo, un mozalbete de veintitrés años, universitario e inteligente ( a ver, para los que estáis ahí siempre apuntillándome: universitario e inteligente no tiene porSigue leyendo «El tiempo pasa pasa, y las cosas siguen igual igual…»

Sicilia sin muertos

No sabría si calificar esta novela como negra light, suspense descafeinado o, simplemente, ensayo-ficción. Lo que queda claro es que se trata de un espejo parcial de una realidad a la que estamos demasiado –a día de hoy– acostumbrados. En cualquier caso, denominarla de alguna de esas maneras no sirve de mucho. Hablaré como lectorSigue leyendo «Sicilia sin muertos»

La crónica

Cinco millones y medio de personas sin trabajo…¡indignante! Me hubiese gustado comenzar la crónica de esta manera: “En Madrid se respiraba el almizcle propio de la bohemia literatura. Libreros, editores, escritores, poetas, soñadores, felices amantes,…, todos acaramelados con el olor dulzón a libro nuevo y viejo. A la capital fui con la “esperanza”, acompañando aSigue leyendo «La crónica»