Una saga moscovita

Reconocer que uno ha acertado en la elección de una lectura es doblemente gratificante. Primero por la satisfacción misma de la lectura y segundo por esa sensación de euforia y alivio que uno siente tras numerosas decepciones precedentes en la elección de otras lecturas. No es fácil acertar entre tanta novedad y reedición, y muchoSigue leyendo “Una saga moscovita”