Houdini

Desde niño –y ya ha llovido– me ha fascinado la vida y obra de este gran escapista. Hay mucha bibliografía en torno a él, incluso escrita por él mismo. Hace no mucho reeditaron uno de sus libros y lo disfruté como si aún tuviese doce años. Es gracias a él que los magos o prestidigitadores…

Trazado: un atlas literario

¡Qué espléndido descubrimiento para empezar el año! Sí, Andrew DeGraff nos trae un trabajo bellísimo que aúna literatura e ilustración para ofrecernos un pasaje al país de los sueños a los que algunos libros nos han transportado a más de uno. Lo bueno, qué él pone el mapa para que no nos perdamos. Sí. Lo mejor,…

Lost in translation

«¿Sabías que existe una palabra portuguesa, cafuné, que significa acariciar con ternura el cabello de la persona que amas? ¿Y que en sueco llaman mångata al reflejo de la luna, como un camino, sobre el agua? Tal vez haya algún vacío en tu lengua materna para expresar esas sensaciones que parecen imprecisas o indescriptibles, pero…

La isla del tesoro

Desde principios del siglo pasado se han hecho innumerables adaptaciones cinematográficas de la obra de Stevenson. Sus piratas han sido protagonistas en series de dibujos animados, han flirteado con los teleñecos y han protagonizado películas para la gran pantalla y también para la televisión. Han contado con estrellas de Hollywood y con otras de menor…

El Paraíso perdido

Imagino que cuando John Milton escribió El Paraíso perdido no pensó en que habría homenajes a él y a su obra tan solemnes y originales como el que tenemos entre manos. Una obra gráfica de principio a fin, donde las imágenes no sólo complementan el texto, sino que lo dotan de una nueva dimensión, engrandeciéndolo…

Moby Dick

Uno siempre se pregunta a la hora de afrontar un clásico si tal mérito radica en el fondo por ser una obra de calidad o, por el contrario, por su pervivencia a lo largo de los años y consecuente llegada hasta nuestros días. Quien compartiera siglo, e incluso década, con Melville habría augurado, además con…

Drácula ilustrado

Luis Alberto de Cuenca cuenta en el prólogo que Bram Stoker (Clontarf, Irlanda, 1847 – Londres, 1912) confesó a su hijo que la idea de crear al rey de los vampiros le vino tras una indigestión de marisco.  Quizá esa es la causa, yo que conozco de primera mano los efectos de una inoportuna indigestión,…